Guía simple para escoger los mejores cortes de carne

Guía simple para escoger los mejores cortes de carne
Share on Facebook0Tweet about this on TwitterShare on Google+0Pin on Pinterest0

 
Elegir un buen corte de carne podría ser considerado todo un arte y siempre surgen dudas sobre cómo escogerlo, especialmente si tenemos planeado preparar una parrilla. En esta oportunidad te damos algunas sugerencias que debes tomar muy en cuenta para que adquieras la mejor y no arruinar la celebración con familiares y amigos.

* Procura siempre adquirir tus carnes en lugares establecidos y reconocidos por su calidad.

* Revisa muy bien si el envase o empaque donde viene la carne está en buen estado, sin alteraciones. Para garantizar calidad en este sentido, recomendamos comprar cortes de carne sellados al vacío.

* Verifica muy bien la fecha de elaboración y vencimiento: la carne fresca a temperatura de refrigeración dura 1 día, si está empacada al vacío y refrigerada, entre 3 semanas y 4 meses, y si está congelada a -18ºC, puede durar hasta 18 meses.

* No debe tener olor fuerte o ácido. Podría ser de calidad dudosa o incluso, estar descompuesta.

* Debe poseer consistencia elástica al tacto, es decir, que al tocar la carne se debe hundir el dedo y ésta debe volver a la normalidad en pocos segundos. La grasa debe ser firme al tacto y no debería contener puntos de sangre.

* En cuanto a su apariencia, debe tener una superficie brillante, un poco húmeda y sin viscosidad o mucosidad en su superficie, con un color rojo característico.

Hay que tener en cuenta además que la carne congelada también pasa por un proceso de descomposición, por lo que es importante vigilar que ésta no tenga más de un mes congelada. Además, no se debe dejar la carne a temperatura ambiente por mucho tiempo, pues desde el momento mismo en que es retirada del refrigerador, se inicia el proceso de descomposición. Una vez que se descongela la carne, no debe volver a congelarse, ya que este procedimiento implica la multiplicación de gérmenes en el alimento, y esto disminuye aceleradamente la duración del producto.

Se recomienda descongelar la carne bajándola al refrigerador hasta que se descongele totalmente, y en caso de apuro -cuando ya falta poco para que se descongele-, cocer en microondas en función de descongelado por algunos minutos.

Sin comentarios

Deja un comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.